Rate this post

El comercio unificado y el análisis de datos ayudarán a las empresas a comunicarse más eficazmente con los clientes y el mercado, promoviendo las ventas físicas y en línea.

  Valorar las relaciones y dar voz a su marca

La decisión de marketing basada en datos es la principal tendencia que caracteriza al mundo del comercio minorista en 2016. El Índice de Compras Minoristas desarrollado por Demandware lo revela, gracias al análisis del comportamiento de más de 400 millones de clientes que navegan por los 1300 sitios web de eCommerce utilizando la plataforma cloud de Damandware.

Para las compras online, el teléfono inteligente se confirma como el dispositivo privilegiado, ya que permite disfrutar de una experiencia de compra personalizada, sencilla y siempre al alcance de la mano. Que el teléfono inteligente es cada vez más preferido a las tabletas y la PC, como lo demuestran los últimos datos de Netcom, en Italia las compras de teléfonos inteligentes han aumentado un 51%, superando el valor de 2.800 millones de euros y en 2016 supondrá el 15% del comercio electrónico en 2016. La misma situación ocurre en Estados Unidos, donde según Google Trends, en 2016 el 34% de las compras “al por menor” se realizarán a través de dispositivos móviles. La dominación de los teléfonos inteligentes y móviles se verá facilitada por el despliegue de sistemas POS, balizas y tecnología minorista sin contacto, que reducen en gran medida el riesgo de fraude. Esto significa que los minoristas físicos también invierten en sistemas de pago soportados por teléfonos inteligentes.

Resultado de imagen para comercio virtual

Tiendas físicas y virtuales complementadas

En un futuro no muy lejano, ya no habrá distinción entre tiendas físicas y virtuales, sino que se complementarán entre sí. Cada vez más tiendas lanzarán plataformas digitales donde ofrecer diferentes funcionalidades que harán que el usuario final viva experiencias de comercio unificado. Los clientes ya hoy en día piden una interacción rápida e inmediata con los minoristas y la solución sólo puede venir del uso combinado e integrado de los diferentes canales de compra (catálogo, tienda, sitio web, plataforma de comercio electrónico y aplicación móvil). Una única plataforma comercial unificada ayuda a las empresas a comunicarse de forma más eficaz con los clientes durante todo el proceso de compra (pre-venta, compra y post-venta). Unir las compras en la tienda con las compras en línea es una forma de fomentar las compras repetitivas y fomentar la lealtad de los clientes.

Además del comercio unificado, en 2016 la mayoría de los minoristas adoptó el análisis de datos para desarrollar su estrategia de marketing. Los líderes del mundo del comercio minorista han comprendido desde hace algún tiempo que los grandes datos, si se analizan de forma adecuada, son herramientas fundamentales para mejorar e innovar su negocio. El uso de los datos de los clientes puede ser útil para comprender mejor sus necesidades y como resultado, diseñar una estrategia para una mejor experiencia del cliente. Esto no sólo permitirá a las empresas acercarse mejor al mercado, sino crear una relación más profunda con el cliente. Las notificaciones y los incentivos de compra pueden ser una forma de proporcionar asistencia durante la compra, ayudando así a maximizar la relación con el cliente. También es importante no subestimar la integración en las redes sociales, que es el arma ganadora para conquistar la Generación Z, niños entre 12 y 17 años.